*

BRAIN Chile: de proyecto científico-tecnológico a un emprendimiento

 lanzamiento-brain-chile

Esta iniciativa organizada por la Universidad Católica y Banco Santander busca combinar las capacidades académicas y de formación que se obtienen en las salas de clases con la de los negocios. Dando herramientas y metodología especializada a investigadores, académicos y alumnos para que saquen sus investigaciones, productos o servicios al mercado.


Sesenta millones de pesos para aceleración y premios, junto a mentorías, talleres, lugares especializados de trabajo, acceso a laboratorios, instructores internacionales de modelos de negocios y la oportunidad de ser parte de un importante ecosistema de emprendimiento e innovación es la oferta que el Programa BRAIN Chile trae en su primera versión para todos los estudiantes, académicos e investigadores que cuenten con proyectos de emprendimiento, investigaciones, tesis y trabajos de base científico-tecnológica y quieran postular con sus equipos hasta el 24 de abril, a través de www.brainchile.cl.

La iniciativa, que invita a todas las universidades, institutos profesionales y centros de formación técnica del país, es organizada por la Pontificia Universidad Católica- a través del Centro de Innovación UC Anacleto Angelini, la Escuela de Ingeniería y la Dirección de Transferencia y Desarrollo; junto a Banco Santander.

“Se trata de una iniciativa que va de la mano con lo que hemos propuesto en nuestro plan de desarrollo al establecer la necesidad imperiosa de incentivar la creación de conocimiento de frontera y particularmente su aplicación a los temas claves de la sociedad en proyectos que sean innovadores ya sea en ciencia y tecnología como también en otras áreas de desarrollo del país como las artes y las humanidades”, comentó el Rector UC, Ignacio Sánchez, durante la ceremonia de lanzamiento.

Del laboratorio al mercado

BRAIN Chile busca combinar las capacidades científicas y académicas que se obtienen en los laboratorios y salas de clases con habilidades emprendedoras y de negocios. “Nuestra intención es dar apoyo a los emprendedores con proyectos de alto impacto a nivel nacional, que estén motivados por su vocación, la investigación y la transferencia de conocimiento, ampliando así las oportunidades de servicios y trabajos para la sociedad”, dijo Rodrigo Machuca, Gerente de Santander Universidades e Instituciones.

Por su parte, Domingo Mery, Director de Investigación e Innovación de Ingeniería UC, explicó que el programa se centra en tres importantes metas: “La primera: acercar al mercado el nuevo conocimiento. La segunda: cómo acelerar estos proyectos y pasar de una idea/prototipo al mercado. Y la tercera: cómo agregar valor al país. No nos sirve de nada tener una buena idea si no se puede pasar esa frontera del laboratorio a la sociedad”, agregó.

En relación a la convocatoria, el Director del Centro de Innovación UC, Conrad von Igel, destacó que el proceso es de impacto nacional y “garantizará que todos los equipos de regiones, que clasifiquen a las próximas etapas contarán con apoyo financiero para poder venir al Bootcamp y participar en los talleres y mentorías. Nos interesa tener proyectos de todas las ciudades del país”.

Experiencias post BRAIN

El programa BRAIN en 2015 desarrolló el piloto BRAIN UC, del que surgieron tres emprendimientos ganadores: HEAT, Healthic y Shel-Life (primero, segundo y tercer lugar, respectivamente).

Durante el lanzamiento de BRAIN Chile, tres de los fundadores de estos proyectos compartieron con los asistentes las experiencias post ganar el concurso.

Francisco Morales, fundador de Healthic -dispositivo que dilata las venas finas, mediante el calor y que ayuda a pacientes que sufren con la extracción de sangre- comentó que el proceso le permitió mejorar su prototipo, lograr autonomía eléctrica, identificar y usar mejores materiales, junto a identificar una forma más óptima de calentar la zona donde se va a punzar al paciente en menos tiempo.

“También nos ayudó a generar una red de contactos muy grande con empresas, abogados, mentores del extranjero y muchas cosas más. Nos llevó a un posicionamiento en este mundo del emprendimiento y una motivación para nosotros para seguir llevando esto acabo. De esta manera después de BRAIN iniciamos la formación de nuestra sociedad. Y eventualmente en marzo estamos tratando de construir nuestro prototipo final, que se pueda llevar de manera industrial a muchos hospitales y clínicas de Chile”, dijo Morales.

Por su parte, José Remesar, fundador de HEAT –proyecto que desarrolla un tipo de hormigón estructural para viviendas con un mejor desempeño energitérmico- explicó el proceso de estudio que experimentaron durante BRAIN UC, en donde se centraron en el interior del material y las mejoras que querían lograr.

“Nos dimos cuenta que podíamos ingresar al mercado y que tenemos un producto para el sector de la construcción de casas. Gracias a este concurso participamos de otro programa, el Global UC, fuimos a Boston a validar el modelo de negocio y ver la factibilidad para expandirlo”, destacó Remesar.

Mientras, Francisco Palma, fundador de Shel-Life, emprendimiento que tiene su producto Poly Natural –un revestimiento natural para frutas y flores que retrasa la oxidación de estos productos- fue el reciente ganador del Mit Sloan Competition Experience, realizada en Boston, Estados Unidos, certamen al que accedió gracias a ser finalista de  Aji Challenge.

“Ahora estamos centrados en terminar el proceso de patentamiento con una firma de abogados en Estados Unidos, para comenzar las ventas de Shel-Life Chile y saltar al estrellato espero en 2 años más”, finalizó.

Compartir