*

Eduardo Cortínez, funcionario de Banco Santander: “Es una gran iniciativa que otras empresas deberían imitar”

1

Eduardo Cortínez se desempeña actualmente como vigilante de la sucursal San Bernardo de Banco Santander. A través de la plataforma de comunicación interna de la institución, se enteró de la iniciativa que permite a hijos de funcionarios optar a las Becas de Movilidad Internacional impulsadas por el Programa de Apoyo a la Educación Superior.

La propuesta llamó inmediatamente su atención; su hija Náyade, estudiante de Arquitectura, siempre destacó por sus buenas notas, por lo que este beneficio podía entregarle más y mejores herramientas para su desarrollo profesional. “Realmente es una oportunidad que debía aprovechar ya que significa un reconocimiento a su esfuerzo, perseverancia y muy buen rendimiento académico”, comenta el orgulloso padre.

“Este beneficio ha complementado su educación de la mejor manera posible, ya que este aporte económico le permite estudiar más tranquila. Es una recompensa adicional por su constante esfuerzo y además una oportunidad que no todos tienen”, explica Eduardo. La futura arquitecta destaca además el compromiso de Santander Universidades con la educación superior a nivel nacional y asegura que para ella se trata de un sueño cumplido. “Es una oportunidad muy valiosa. Quería viajar y conocer y ahora puedo hacerlo sin dejar de estudiar”, agrega Náyade.

“Es una gran iniciativa  que muchas empresas deberían imitar para ayudar a todos  los que tienen  ganas de estudiar y no lo hacen  porque no tienen recursos. Es digno de destacar”, concluye el funcionario.

Compartir